Historias de madres y abuelas


Pretendo, volver a aquellos días. .  en la cocina de leña, con el olor del pan recién hecho . El gran ventanal, . . . hacia los naranjales,. . . la enormes plantas de hortensias, los limoneros. . . .  mi vieja y mi abuela, y aquellas historias inolvidables, de las tradiciones que se pasaban de generación en generación. . . . era mágico. . . . . . . nos sentábamos  todos  en la mesa larga, con los tallarines amasados por mi abuela, el flan de mi vieja, el vinito tinto de mi viejo. . . . . . 
En este día de las madres, quiero rescatar ,….  recobrar los olores,. . . . los colores, los sabores y enseñanzas de  aquellas historias. . . . .  , les  voy a contar una de las tantas, que pasaron a mi abuela y a mi mama. . .  y que de a ratos se las cuento a mis hijas, cuando, empiezan los malentendidos. . . . . . . cada vez mas comunes , hoy en día, en donde todos suponemos, pero poco hablamos.

“Cuatro peregrinos de distintos países estaban llevando a cabo una peregrinación.
Vivían de la caridad pública y, con un poco de dinero que les dio una persona piadosa, decidieron comprar
algo para comer. El persa se apresuró a decir:
-Quiero augur.
-Pues yo quiero inab –protestó el árabe.
El turco replicó:
-Ni hablar, pues yo quiero uzum.
El griego vociferó indignado:
-Lo que yo quiero es stafil.
Y entonces todos comenzaron a discutir y a insultarse violentamente, hasta que pasó por allí un hombre que entendía diferentes lenguas, pidió el dinero para ir a comprar lo que todos deseaban y regresó al rato con uvas, que era
lo que cada uno de ellos había solicitado en su respectivo idioma.”

Feliz dia a todas!!!

Sobre todo a aquellas, que luchan por ser madre y Dios no le dio ese don.
A las que criaron a los hijos que la vida no les dio.
A aquellas , que son padre y madre. . . . . .

Y  una canción especial, para mi , que me recuerda mucho, mucho a mi vieja y a mi abuela.


Comentarios

  1. Felicidades, bellisima.
    Andres

    ResponderEliminar
  2. Anne, Felíz día de las madres (con mora), pero con la mejor de las intenciones.
    Con mucho afecto.
    Kadin.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Andres, y Kadin, gracias por estar siempre presente.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Los amuletos

Sociedades Tribales

La rosa de los vientos